Una cámara de fotos para perros que se activa con su latido

cámara de fotos para perros


La cámara de fotos que maneja tu perro

Se llama Heartography y desde luego ahora que llega navidad sería una buena opción para añadir a la carta de los reyes Magos.

Como su nombre indica la cámara  Heart (corazón) - ográfica se acciona mediante el latido del corazón de tu perro. El sistema se basa en una carcasa especial que Nikon ha fabricado para una de sus cámaras y que se enrosca en el cuerpo del animal midiendo la intensidad y velocidad de sus latidos y descubriendo las cosas que a tu perro más le emocionan.

Lo sé, parece de ciencia ficción pero es verídico, hace unos días os conté la historia de un perro que había grabado en vídeo la boda de sus dueños gracias a un arnés especial de la marca Gopro, si aquello molaba esto es la bomba.

¿Por qué mola la cámara para perros Heartography?

Pues muy fácil, porque además de hacer fotos chulas, con una buena calidad y desde una perspectiva nada habitual, en las fotos aparecen las cosas que más gustan a tu perro.

Si la foto sólo se dispara cuando el latido de tu mejor amigo se acelera, esto quiere decir que en ellas aparecerán las personas y objetos más importantes en su día a día.

También hay que tener en cuenta que la cámara puede dispararse mientras corre o en momentos de especial agitación por cualquier otro motivo, pero bueno, creo que vale la pena tirar algunas fotos a la basura si en otras puedes descubrir lo que apasiona a tu can.

Siento contaros a estas alturas que la cámara de momento es un experimento a modo de prototipo aunque teniendo en cuenta el éxito de los compañeros de Gopro, seguro que Nikon no tarda en tirarse a la piscina.

La marca afirma que con esta cámara la intención es que cualquier perro pueda convertirse en "pho-gog-rapher" (fo-dog-gráfo , un gracioso juego de palabras utilizando la palabra perro, dog en inglés).
Desde luego a mí si me entran ganas de tener una y comprobar si yo saldría en muchas fotos o me ganarían la batalla los premios de ternera...
¡Los premios de ternera, son palabras mayores!